Alemania

MOSCÚ – Alemania estaba pensando en otra cosa. Pensaba, por ejemplo, en si era posible convertir a Manuel Neuer en defensa central y jugar, en los hechos, sin arquero. Por eso es que Joachim Löw envió a un asistente a Suiza para que hablara con un entrenador de handball que impulsa el experimento. En eso estaba el seleccionador alemán cuando llegó México, un equipo que, antes de volar a Rusia, celebró una fiesta con 30 “escorts”. Una vez que llegó a Rusia, México se midió a Alemania y la derrotó 1-0, en la gran sorpresa en lo que va del Mundial. Es mejor que Neuer siga siendo arquero.
Comprar Camisetas de Futbol Baratas Para Hombre, Mujer y Niños de todos los clubs y Selecciones Nacionales
El fútbol y el Mundial tienen esas cosas, bien lo sabe la selección Argentina, la única campeona que perdió las dos veces que inició la defensa de sus títulos: ante Bélgica en España 82 y ante Camerún en Italia 90.
Que Neuer deje de ser arquero en los hechos es una idea que Löw baraja y a la que se refirió Simon Kuper en su columna de ayer en LA NACION:”Si en la mayoría de los partidos, Neuer apenas tiene que hacer una atajada, ¿entonces por qué no ponerlo en la defensa central y dejarlo retroceder al arco sólo en los corners, o en los pocos ataques del rival?”.
El planteo, más provocador que revolucionario, hubiera causado risa hoy a cualquier espectador en la olla caliente que fue el estadio Luzhniki de Moscú, porque Neuer tuvo mucho trabajo. Para pensar en jugar sin arquero hay que tener un mediocampo de hierro, y fue por ahí que México entró con insistencia hasta generar un descalabro en la defensa, el reaseguro final del Neuer-no-arquero.
Encuentra las botas de futbol que mas se adapte a tus características
No es casual que el fútbol alemán sea tan poderoso, no es casual que la “Mannschaft” lleve bordadas cuatro estrellas en el pecho. La Federación Alemana de Fútbol (DFB) es la federación deportiva más grande del mundo, ejemplo de disciplina y organización, por eso fue hoy doblemente doloroso para los germanos la derrota ante un México de relativa historia mundialista y que llegó a Rusia tras una escandalosa fiesta”No nos vamos a derrumbar ahora y a perder el norte. No vamos a cambiar el estilo. Tenemos una estructura, una entidad, y vamos a mirar hacia adelante”, aseguró Löw. “No vamos a cambiar nuestro plan por esto. Que no cunda el pánico, quedan dos partidos y tendremos la oportunidad de resarcirnos”, insistió.
México, que toda la vida fue un querer y no poder en los Mundiales, encontró hoy la forma de someter a Alemania, marcar el gol en el momento justo (diez minutos antes del entretiempo) y, sobre todo, porque ahí es dónde falló históricamente, de sostener la ventaja. Para un país que tiene un gran mercado futbolero -la Liga mexicana es un negocio mucho mayor que la argentina-, pero poca historia, lo de hoy es una bisagra en la historia. Una bisagra con nombre, el de Hirving Lozano, eléctrico e incansable delantero del PSV Eindhoven que desde el primer minuto puso en problemas a Alemania y a los 35′ anotó el gol.”No creo que la fiesta tenga mucha importancia en el torneo”, dijo el alemán Julian Draxler antes del partido.